top of page

Pronunciamiento de mujeres y pueblos indígenas por la Justicia Hídrica de Chiapas


Las comunidades indígenas y mujeres de los municipios de Chenalhó, Chalchihuitán, La Trinitaria, Berriozábal, Sitalá, San Juan Chamula y Tenejapa, con base en las mesas de trabajo que hemos desarrollado durante el Tercer Encuentro por el Agua: “Liderando propuestas en agua y saneamiento por mujeres y pueblos indígenas”, este 28 de noviembre de 2023, declaramos que:


Situación en Chiapas


Mujeres y hombres de las localidades rurales e indígenas de Chiapas, alzamos nuestra voz para hacer un urgente llamado de atención a las autoridades y a la sociedad civil sobre la situación crítica que enfrentamos en relación con el acceso al agua, un recurso esencial para la vida y el bienestar de nuestras comunidades.


Es un hecho innegable que el Estado tiene la obligación ineludible de garantizar, respetar y promover los derechos humanos al agua y al saneamiento para toda la población. Este derecho no debe ser diferenciado por género, edad, origen étnico o ubicación geográfica. Sin embargo, la realidad que enfrentamos contradice esta premisa fundamental.


En Chiapas, a pesar de ser un estado privilegiado con vastos recursos hídricos, nos encontramos lidiando diariamente con el acarreo de agua, una tarea ardua que recae desproporcionadamente en las mujeres de las comunidades. Desde la madrugada, cargando a nuestros hijos e hijas, atravesamos kilómetros en busca de un recurso que, aunque presente, a menudo está contaminado por pesticidas y microorganismos perjudiciales para la salud.


Es indignante que, a pesar de ser fundamentales para la supervivencia de nuestras comunidades, las mujeres rurales e indígenas de Chiapas sigamos siendo invisibilizadas y marginadas en la toma de decisiones que afectan directamente nuestras vidas. No podemos seguir siendo relegadas a un destino impuesto, y es hora de que nuestras voces sean reconocidas y nuestras demandas y propuestas sean respetadas.


Acciones Emprendidas


En respuesta a esta crisis, nos hemos organizado en patronatos, comités y asociaciones de agua, conscientes de que la unidad es la clave para la transformación. Brindamos agua a más de 2.5 millones de personas en nuestro estado. Hemos trabajado para hacer las gestiones con las autoridades correspondientes. Hemos reflexionado en torno al machismo arraigado en nuestra sociedad y hemos logrado avances importantes en la integración de las mujeres en patronatos y comités. Participamos lo más que podemos en los espacios con autoridades y hemos hecho propuestas de reformas al marco jurídico y cambios en las políticas públicas. Hemos desarrollado planes donde priorizamos inversiones con una perspectiva de derechos humanos. Hemos implementado soluciones prácticas como la captación de agua de lluvia en nuestros hogares y acuerdos de distribución equitativa del agua en los sistemas comunitarios. Hemos demostrado que somos capaces de llevar a cabo la administración y gestión del agua con transparencia a través de las asambleas comunitarias. Con nuestra práctica diaria construimos el tejido social y la paz en el territorio.


Exigimos


Exigimos un alto total a todas las formas de discriminación, ya sea por etnia, género o edad, que hemos sufrido ante las instituciones y dentro de las estructuras comunitarias sobre las decisiones en agua y saneamiento.


Es imperativo erradicar la necesidad del acarreo de agua, una tarea agotadora que recae desproporcionadamente en las mujeres de nuestras comunidades.


Exigimos la atención pública prioritaria de los territorios indígenas y rurales, puesto que la situación de abandono prevalece.


Pedimos que haya una Secretaria del Agua en Chiapas con recursos suficientes y personal con conocimiento y capacidad para impulsar una transformación que logre hacer realidad los derechos asociados al agua en las comunidades indígenas, localidades rurales, ciudades y ecosistemas de nuestra entidad.


Consideramos que los comités y patronatos hemos demostrado ser capaces de administrar y brindar servicios de agua, por lo que exigimos el reconocimiento de la gestión comunitaria del agua en la Constitución Mexicana. Esto nos otorgaría visibilidad en el marco jurídico y las políticas públicas, evitando quedar a expensas de la voluntad política o abandono del ayuntamiento.


Además, demandamos un fortalecimiento de la participación de las mujeres en la toma de decisiones y la implementación de medidas que garanticen transparencia y rendición de cuentas en el uso de recursos públicos destinados a agua y saneamiento.


Exigimos que las instituciones en general acompañen nuestras gestiones, y a los ayuntamientos a priorizar obras para agua y saneamiento en las comunidades con mayores necesidades. Reclamamos el reconocimiento oficial a los patronatos de agua en todos los niveles de gobierno y exigimos atención integral y capacitación técnica para garantizar la sostenibilidad de nuestras soluciones.


La calidad del agua es un asunto de salud pública y demandamos que las instituciones respondan por nuestra salud y el bienestar de niñas y niños. Exigimos la erradicación de las enfermedades causadas por el agua contaminada y la implementación efectiva y transparente de proyectos y programas gubernamentales. Así mismo, la atención efectiva en salud a las personas que han sido afectadas por dichas enfermedades.


Exigimos que todas las escuelas brinden agua segura a las niñas y niños y que cuenten con ambientes saludables que permitan el saneamiento seguro, el lavado de manos y la menstruación digna.


Es fundamental establecer un acuerdo social que prohíba el acaparamiento privado y el uso político de los manantiales y sistemas de agua en cualquier época y lugar.


Además, hacemos un llamado a que nadie lucre con el agua, que no se privatice y exigimos que el Estado garantice la mediación de conflictos y asegure el derecho de paso hacia las fuentes de agua para consumo humano. Asimismo, exigimos la erradicación de la contaminación de las fuentes de agua para consumo humano.

Abogamos por la implementación de políticas públicas que promuevan la captación de agua de lluvia, asignando recursos para su implementación en espacios públicos, educativos y comunidades dispersas.


Exigimos que se promuevan los derechos humanos al agua y al saneamiento por parte de las instituciones en las diferentes regiones del estado en nuestras lenguas originarias, incluyendo el tsotsil, tseltal, tojol-ab'al, ch’ol, zoque, entre otras.


Exigimos que haya presupuesto suficiente para agua y saneamiento. Esto incluye recursos para la elaboración de proyectos ejecutivos, ampliación y rehabilitación de infraestructura, desinfección, tratamiento de aguas residuales, protección de fuentes, análisis de calidad de agua, fortalecimiento de capacidades y gestión sustentable de las cuencas. Es fundamental que este presupuesto sea ejercido libre de corrupción y respondiendo a las necesidades reales de las comunidades.


En conjunto, estas exigencias son fundamentales para construir un Chiapas con justicia hídrica, donde cada persona tenga acceso equitativo y seguro al agua, un derecho fundamental que debe ser respetado y protegido.


Hacia un plan de justicia hídrica


En vista de las condiciones actuales, instamos de manera urgente a la implementación de un plan integral de justicia hídrica para Chiapas. Este plan debe abordar de manera exhaustiva las demandas y necesidades planteadas, asegurando un acceso equitativo al agua para todas las comunidades. Solo a través de un compromiso colectivo y acciones concretas podremos transformar la realidad actual y construir un futuro donde el acceso al agua sea un derecho inalienable para cada persona en Chiapas.


Si lo logramos en Chiapas podremos ser ejemplo para los otros estados que sufren situaciones similares.


En México se requiere una visión de justicia, una visión en que el agua sea un pilar para la transformación de nuestra realidad y el bienestar de toda la población.


Firmantes


Asociación de Patronatos de Agua del Municipio de Chenalhó (APAMCH)

Asociación de Patronatos de Agua del Municipio de Sitalá (APAMS)

Sistema de Agua Potable Pozo San Isidro

Coalición Indígena Migrantes Chiapas

Organismo Municipal de Servicios Comunitarios de Agua y Saneamiento (OMSCAS)

Tsoblej slekubtesel de Sitalá

Comités y patronatos de agua de La Trinitaria, San Juan Chamula, Chalchihuitán y Tenejapa

154 visualizaciones

Comments


bottom of page